jueves, 17 de noviembre de 2016

LA VIDA

La vida es un bien preciado y tiene normalmente el precio que nosotros decidamos que tenga aunque a veces las circunstancias tornen a la misma muy diferente de lo que nosotros pensamos. La vida si debe ser aprovechada en plenitud. No es cuestión de vagabundear ni dejar que el tiempo pase así nomás sin tener noción de la importancia de la misma.No es siempre el azar el que marca el destino.Al destino lo hacemos nosotros con lo que estamos dispuestos a hacer y con el sacrificio que queremos hacer. La vida hay que cuidarla. Es bella. Es interesante.Pese a los sinsabores que la misma pueda darnos en algunos momentos de la vida es simplemente bella.Pensar en que existen personas como la Madre Teresa de Calcuta, el propio San Pablo II no nos puede hacer pensar a nosotros en una cosa diferente. Vayamos a las cosas profundas de la vida porque allí encontraremos el verdadero sentido de la vida misma. Allí comprenderemos que la felicidad es un bien preciado y quizás el más importante de la vida misma. Estas líneas están dedicadas al gran escritor Jorge Luis Borges "Me olvidé de ser feliz" franciscoambenard@gmail.com