martes, 1 de abril de 2008

LAS MISMAS PIEDRAS

EL DISCURSO K VUELVE A TROPEZAR
Por Fernando Paolella


Son las 18:47, y el presentador oficial anuncia que el esperado acto da comienzo. ¿Qué cuchichea al oído de Alberto Fernández la señora Presidente?. Seguidamente, hace lo propio con el vicepresidente, Julio Cobos. Ah, claro, éste le contesta pues no ha perdido aún la facultad del habla. Sí... parece pintado el pobre. Seguidamente, el que abre el fuego es el ministro de Economía Martín Lousteau, quien puntualiza que "la soja no es mala", como si ese fuera necesariamente el eje de la cuestión. "La superficie de siembra de la soja creció 142% en los últimos 10 años y eso tiene efectos en el resto de la actividad productiva. Si no cambiamos el rumbo, a la larga vamos a tener menos leche, menos trigo y menos maíz y mucho más cara para todos". Seguidamente, anuncia que a partir de mañana cesarán las retenciones para el trigo y se compensarán los costos de los fletes para la zona norte del país, junto con el lanzamiento de créditos blandos para tamberos, el reintegro de las retenciones para los chacareros sojeros, la creación de una subsecretaría especial para los pequeños productores. La cuestión es que no se entiende bien quiénes son los que entran dentro de esta nómina, pequeño detalle.
Acto seguido, la primera mandataria se puso en el atril y les pidió que se manifiesten al costado de las rutas y que depongan su actitud. Nuevamente, con amabilidad forzada por su investidura, les azotó las asentaderas con el látigo. Aguante Isabelita..Y para los López Rega que hay, sonríen a su costado pensando en lo que nos van a seguir haciendo.
Con otro gravísimo error de diagnóstico, pues al decir que "uno puede ser millonario y quejarse igual", prosigue con la estúpida digresión que todos los que la putean pertenecen a la clase alta, añoran con nostalgia a Jorge Videla, tienen una "cuatro por cuatro" en el baño de su casa, y aman a rabiar cada porcentual imbécil ideado por Guillermo Moreno, el zar del INDEK. Y para rematarla, otro azote de látigo: "Les pido que piensen como parte de un país, y no como propietarios". Muy coherente exhortación, sobre todo proviniendo de la boca de alguien que como su marido, hizo su fortuna basándose en la compraventa de propiedades esquilmadas por la nefasta circular 1050.
La cámara vuela, y se posa reflejando las caras de preocupación de los tres dirigentes principales de las cuatro entidades agrarias. Son una sola voz, resaltando que Cristina K está mal asesorada pues continúa en su "reduccionismo" de solamente focalizar todo en la producción sojera. En ese marco, la resolución de continuar la medida hasta al menos el miércoles 2 de abril fue sostenida a rajatabla por los productores agropecuarios que hacen sentir sus gestos de desaprobación hacia las iniciativas oficiales, consideradas insuficientes para resolver el conflicto. Eduardo Buzzi, titular de la Federación Agraria, señaló que "aunque las medidas demuestran una mejora en el diagnóstico, manifiestan aún muchas generalidades con temas que son importantes para el sector". "Creo que está equivocada la Presidente o el ministro cuando dicen que no habíamos acudido a conocer la medida. Nos dijeron que no había posibilidad de reformarla y el paro es la consecuencia de tanto rechazo", aseveró por su parte Luciano Miguens, presidente de la Sociedad Rural Argentina. Por su parte, Mario Llambías, de Confederaciones Rurales Argentinas, manifestó que "la presidenta está mal asesorada, y no entiende los motivos que llevaron al paro, pues sigue habiendo la falta de una política a largo plazo que permita el crecimiento del sector".
"Antes de que se reunieran para escuchar las medidas que la Presidenta anunció para el campo, especialmente destinadas a pequeños y medianos productores, desde las cuatro entidades que llevan adelante el paro hicieron escuchar sus críticas al Gobierno y deslizaron que el único anuncio que podría desactivar la huelga es la suspensión de la última suba a las retenciones", puntualizó La Nación Online.
Por lo visto, la administración K prosigue con su tesitura de posesión de la verdad absoluta en desmedro de los intereses nacionales, confundiendo estos con la cretina visión exclusivista de pago chico.
Finalmente, para mañana a las 15 hrs, está programada otra expresión circense de "apoyo rentado" a Cristina K en la Plaza de Mayo, que será un remedo de la tristemente célebre plaza pingüina del 25 de mayo de 2006. Por lo visto, a pesar del 62% de repudio a su estilo patoteril de gestión, el matrimonio gobernante aún tiene ánimos de sobra para continuar celebrándose a sí mismos.

Fernando Paolella



Buenos Aires - Argentina